El mar de los Sargazos

Pocos lugares inspiraban más temor a los navegantes de antaño que el mar de los Sargazos. Sin apenas corrientes, con largos periodos de calma total, y, sobre todo, con un casi infinito tapiz de algas flotantes en apariencia capaz de retener a cualquier navío, verse atrapado en sus aguas era sinónimo de muerte y desesperación. El aspecto extraño y el penetrante olor que le proporcionan las algas contribuían también a su aura de lugar maldito.

El mar de los Sargazos

Situado en el norte del océano Atlántico, entre los paralelos 20 y 30, abarca una elipse de 650 000 km² (más de la mitad de la superficie de Europa), llegando desde la costa de los EE. UU. hasta la dorsal atlántica. A este mar en frecuente calma acuden a desovar las anguilas de todos los ríos europeos.

Debe su nombre a Cristóbal Colón, quien lo bautizó así al toparse con él durante su primer viaje. El almirante no demostró aquí demasiada imaginación: “Sargassum” era como se denominaba al tipo alga gigante que flota en su superficie. En siglos posteriores los marineros le darían otros nombres más terribles y expresivos, como “el mar del miedo”, “el cementerio de los barcos perdidos” o “la latitud de los caballos”, este último debido a que, cuando se terminaban los víveres, las tripulaciones de los navíos atrapados se veían obligadas a sacrificar sus caballos. Eso si tenían la suerte de llevar caballos a bordo.

Se cuentan historias muy truculentas acerca del mar de los Sargazos. Aseguran que decenas de veleros quedaron atrapados para no regresar jamás, y que muchos de ellos continúan allí, convertidos en sepulcros flotantes. En 1884 el vapor inglés Britannia encontró uno de estos barcos tripulados por cadáveres, pero su casco estaba tan deteriorado que no fue posible identificarlo.

Una de las aventuras más alucinantes vividas en este infierno verde fue la de Elipha Thomson, ayudante de cabina del velero norteamericano J. G. Norwood, barco que en 1894 fue arrojado por una tormenta al mar de los Sargazos. De las personas que iban a bordo, sólo él logró sobrevivir y regresar a aguas despejadas, en donde otra embarcación lo rescató. Según contó más tarde, debía su vida a los víveres y la chalupa que había encontrado en un vapor abandonado. Elipha declaro haber visto también un galeón español de la época colonial con su bodega todavía llena de oro.

En el caso de Elipha Thomson, como en casi todo lo referente al mar de los Sargazos resulta difícil separar la realidad del mito, un mito que podría haber empezado mucho antes de la llegada de Colón a América. Romanos, griegos y fenicios hablaban ya de un mar de vegetación en el cual los barcos encallaban y se perdían, sin que quede claro si algunos de ellos (probablemente los fenicios) llegaron a ver con sus propios ojos el mar que después se llamaría “de los Sargazos”. El mito pasó al imaginario medieval, y así aparecen en algunos mapas, como el de Andrés Bianco de 1436, peligrosos mares de algas o hierbas junto a islas fantásticas llenas de prodigios.

Publicado en: Lugares misteriosos

Tags:

Print Friendly, PDF & Email



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

7 comentarios

  1. ALEJANDRA dice:

    Esta bastante interesante, esta historia, y espeluznante tambien, que habra en ese mar??? q los barcos se pierden,he visto reportajes donde se ven buzos debajo de estas aguas y mientras mas profundizan todo el ambiente se torna verdoso, como una energia rara y desconocida, sera q ahi hay energia paranormal??? o se trata de ovnis o osni, q vendrian siendo objeto submarino no identificado. YO nunk entraria a esas aguas¡¡. ni de chiste.

  2. Por lo menos ese lugar está libre de contaminantes y como los barcos no pueden pasar por el lugar ningun carguero va a desparramar crudo y los señores japoneses seguramente en el lugar no buscaran ballenas para asesinar, despues de todo la naturalesa a lo mejor de esta manera se defiende de la agresión de los inteligentes seres humanos,bien en las profundidades del mar de los sargazos a lo mejor la vida marina se oculta de nuestra agresividad , siempre y cuando no vallan a descubrir que las algas sirven para efectos afrodiciacos para millonarios impotentes y las arranquen todas para convertirlas en viagra o crema para la calva de algun vejete platudo

  3. Alberto Valentin dice:

    Estimados amigos, he sido marino por 30 años en barcos de altura, y he transito por esa area infinidad de veces, y si, es cierto, hay muchas algas que con decirles que el agua desaparece para dejar una alfombra de color verde cafe, en ella abunda mucha fauna marina y aves acuaticas que se alimentan de los pequeños peces o crustaceos que habitan entre los sargazos (algas), y en realidad no hay nada de lo normal, probablemente por la rica variedad que abunda tanto celular o microscopia algunos paises van a estudiar o vuscar algo que sirva a la ciencia, pero de terrofico no tiene nada. Por las noches se aspira el olor a yodo y plantas descompuestas, pero esto es algo que no se puede contar, solo viviendolo. Cuidense y sean felices.

  4. J. Jesus E. Almanza dice:

    Ok, pero porque desaparecen allí barcos y aviones???.
    Será porque la densidad o peso específico del agua y de la atmósfera allí son diferentes???.
    Sin embargo, hay otros fenómenos que quedan sin explicación.
    Reportan que las brújulas se vuelven locas.
    Que se oculta bajo el mar de los sargazos???.
    Ruinas de una civilización perdida, hundida por una catástrofe???.
    La atlántida???.
    Qizás existan aparatos sumergidos que provoquen campos electromagneticos, y sean los causantes de que algunos aparatos no funcionen correctamente.
    Tanto explicaciones demasiado fantasiosas, como demasiado ordinarias y vulgares, podrían alejar aún más de la verdad.
    Ya va siendo hora que la QNU declare esta zona como patrimonio de la humanidad o reserva ecológica de la biósfera, para evitar que la codicia de unos cuantos comience la destrucción de esta zona.
    Se han encontrado ruinas de una ciudad sumergida frente a la costa SW de la isla de Cuba, como llegó a ocurrir esto??.
    Que no se supone que hace millones de años durante la epoca de los dinosaurios la península de Yucatán y otras zonas estaban bajo las aguas???.
    Si en una epoca anterior estaba emergida, entonces esta ciudad estaba tambien emergida, y su antiguedad no es milenaria sino millonaria.
    En realidad cuando alguien comienza a creer que ya lo sabe todo, por que algún libro sagarado o algún dogma se lo dice, esta alejándose cada vez más de la verdad.
    A veces la realidad supera a la ficción.

  5. J. Jesus E. Almanza dice:

    Fe de erratas :
    Onu en lugar de QNU y sagrado en lugar de sagarado, que se diviertan.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top