El mito de Jörmundagander y Thor

Jörmundagander y Thor

En la mitología nórdica, el día del juicio final o Ragnarök, será el momento en el que los Dioses se enfrenten entre ellos luchando con sus enemigos ancestrales. Thor, el dios más venerado por las tribus germánicas, tendrá que vérselas con Jörmundgander,la enrome serpiente que envuelve al mundo. Pero… ¿Quién es Jörmundagander?

Este ser también es conocido en la mitología nórdica como Serpiente de Midgard, haciendo alusión directa al lugar en el que habita. Y es que la gran serpiente marina envuelve completamente el Midgard (tierra de los hombres).

Su padre fue Loki y su madre la giganta Angrboda, recordemos también que de la unión de esta pareja nacieron seres tan despiadados y horribles como Fenri (el lobo monstruoso) y Hela (la encargada del inframundo). El día que este repugnante ser vio la luz, los Dioses se dieron cuenta del poder malévolo que atesoraba, por este motivo decidieron mandarla al mar que rodeaba la tierra de los hombres, allí permanecería hasta el día del Ragnarök.

Su padre, quizá ofendido por el comportamiento del resto de los dioses, decidió regalarle a su hijo la capacidad de crecer 3 cm cada día de su vida. Sabiendo quizá que desde el primer día de su confinamiento la serpiente seguiría haciéndose más grande llegando a un tamaño descomunal. Y es que según cuentan, esta serpiente creció tanto que podía morderse la cola abrazando Midgard.

Podríamos decir que Jörmundgander encuentra su némesis en el dios Thor. Y es que a lo largo de su existencia protagonizan varios capítulos en los que el dios del trueno intenta terminar con su vida. Sabiendo que si no acaba con ella, el día del Ragnarök la lucha final tendrá un desenlace fatídico. Así es como se cuentan dos mitos en los que Thor está a un paso de acabar con ella. Mitos en los que al final la astuta y escurridiza serpiente termina volviendo a su cloaca y queda oculta esperando el gran día.

Finalmente, el día del Ragnarök (destino de los dioses), Jörmundgander saldrá de su escondite y ascenderá poco a poco hasta encontrarse cara a cara con su enemigo mortal. Allí tendrá lugar la última de las peleas entre el dios y el monstruo. Una pelea en la que a pesar de que Thor finalmente termine matando a su némesis, no podrá dar más de nueve pasos pues caerá víctima del mortífero veneno de la serpiente.

Publicado en: Mitologia nordica

Tags: , ,

Imprimir Imprimir



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

1 comentario

Comments RSS

  1. l@_de_los_comentarios dice:

    son bastantes interesante. Lo recomiendo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top